domingo, 31 de julio de 2016

"El secreto de la Candelaria" de David Rotger Llinas, finalista del primer certamen editorial Alféizar de Novela

 ¡Hola a todos! Hoy os voy a dejar con una reseña de la última novela de mi compañero de editorial David Rotger Llinas "El secreto de la Candelaria", finalista del primer certamen editorial Alféizar de Novela. Su lectura ha sido tremendamente grata y sorprendente. Es una novela intrépida, bien hilvanada y construida a la perfección, que te atrapa en sus líneas desde la primera página y que recuerda en intensidad a las mejores novelas de navegación que he podido leer en mi vida como por ejemplo "La cacería", de Alejandro Paternain. "El secreto de la Candelaria" es, sin lugar a dudas, la típica novela que vas a querer releer cada verano, tumbado en una hamaca y escuchando el sonido de las olas. Una gran sorpresa y un gran descubrimiento. De hecho, ya me he descargado la primera parte de esta historia, "El enigma de la isla Bouvet". Aquí os dejo con su sinopsis

"El Odysseus, un antiguo remolcador remodelado para la investigación submarina, va a emprender su segundo viaje de búsqueda e investigación. Su objetivo: la localización de un naufragio documentado en unos manuscritos de la época del Descubrimiento, en los que se insinúa la existencia de un tesoro oculto en sus entrañas.
Fran, hijo de un antiguo empleado de la compañía aérea de Andreu, el acaudalado dueño del Odysseus, es enrolado como tripulante. Andreu se convirtió en su mentor tras la dramática muerte de los padres de Fran pero desconoce el terrible pasado éste. Atormentado y enfrentado a un presente que se desmorona ante sí, Fran hace responsables a unos directivos de banca de la muerte de sus padres y en venganza los está asesinando. Lo extraño es que los asesinatos continuarán tras la partida del Odysseus.
Todo parece indicar que La Candelaria, el viejo galeón de carga naufragado, esconde un oscuro secreto. Cuando teclean su nombre en un ordenador del Archivo General de Indias, una alarma parece haberse disparado en una sociedad secreta vinculada a la orden de los Jesuitas. ¿Qué misterio se oculta en el galeón perdido?"
A la venta en ediciones alféizar 
http://edicionesalfeizar.com/
y en Amazon 
https://www.amazon.es/El-secreto-Candelaria-David-Llin%C3%A1s-ebook/dp/B01F44P4GG/ref=sr_1_1?ie=UTF8&qid=1469966798&sr=8-1&keywords=candelaria+el+secreto+de

http://davidrotger.com/wp-content/uploads/2015/06/13166128_1039226656113531_5109019271040133196_n.jpg

sábado, 23 de julio de 2016

El esfuerzo por ser originales

Ser original en cualquier faceta de la vida es algo complicado. Cuando al escribir caemos con frecuencia en ideas manidas e imágenes muy usadas corremos el riesgo de perdernos entre las brumas del aburrimiento, enfangando nuestra trayectoria y convirtiendo el disfrute de escribir en un suplicio.

Tanto en narrativa como en teatro o en guiones para películas, hay varios espacios donde podemos encontrarnos con este problema con asiduidad. 
Personajes

Hay que analizar principalmente dos modelos:
-Modelos básicos. A partir de ellos se construyen personajes más profundos, cuyo legado e historia rompe la barrera del tiempo y la interculturalidad. Alatriste, Aragon, El Cid,....son ejemplos clásicos de este tipo de personajes.

-Modelos estereotipados. Son planos y llenos de tópicos. No evolucionan y su presencia en nuestras tramas suele ser testimonial.

Metáforas

Usadas para describir y ambientar, las metáforas son "la aplicación de un concepto o de una expresión sobre una idea o un objeto al cual no describe de manera directa, con la intención de sugerir una comparación con otro elemento y facilitar su comprensión".
No es algo fácil ya que hemos de intentar al mismo tiempo ser originales y sencillos para que la imagen que se forma en la cabeza del lector sea la buscada. Es muy típico repetir imágenes muy trilladas. (Una rubia cabellera como el fuego o buceando en sus azules ojos).
Ya sabéis que la principal regla a la hora de escribir es “muestra, no cuentes”.

Tramas

Es tal vez el punto más peliagudo a la hora de evitar los clichés, porque no es nada fácil saber cuándo estamos siendo originales. Aquí habrá que tirar un poco de autocrítica e intuición, pero es mejor huir de ellos. No se trata de tener que rizar el rizo siempre, pero sí evitar las tramas tópicas porque serán previsibles para el lector.

Cuándo podemos recurrir a los estereotipos


1. Primer borrador: cuando escribimos el primer borrador de nuestro texto, lo mejor que podemos hacer es no obsesionarnos con los clichés, al menos en las metáforas. En las tramas y en los personajes, en cambio, deberíamos haberlos evitado ya en la fase de planificación del texto.


2. Diálogo: no siempre, claro está, pero a veces podemos dejar que se nos cuele un cliché en los diálogos. La gente habla así, recurre a refranes y expresiones conocidas; no todos los personajes pueden ser tan ocurrentes. De vez en cuando, podemos emplear clichés para los diálogos de un personaje para hacerlo más simple, más común.

3. Comedia y parodia: un género en el que funcionan bien es en el humorístico. Pero también aquí es fácil caer en los tópicos y no hacer gracia. Cuando recurrimos a los estereotipos como chiste ha de ser para darles otra vuelta de tuerca, para tomarlos como base y añadirles elementos nuevos que los hagan originales y divertidos. Nada fácil, lo sé. Pero si no hay reto, ¿dónde está la gracia?

4. Trama: al igual que en el punto anterior, podemos recurrir a los clichés siempre y cuando partamos de ellos para luego darles un giro sorprendente. Se trata de aprovechar el hecho de que el lector cree que sabe lo que va a ocurrir porque lo ha visto antes y, cuando menos se lo espera, se rompe el tópico y pasa otra cosa.



martes, 19 de julio de 2016

Microrrelato "Historias despojadas", seleccionado por Diario Sur de Málaga

Mi microrrelato "Historias despojadas", seleccionado por Diario Sur de Málaga el pasado domingo 17 de Julio. Como no se lee muy bien, aquí os lo dejo....
HISTORIAS DESPOJADAS
"Cuelgan de los balcones de la mujer del quinto piso. Escondidos bajo largos paños de fina seda negra, sus ojos se secan con la suerte de varios nudos corredizos, atados con firmeza a la balaustrada. Improvisados patíbulos visibles desde cualquier café de la plaza donde la muchedumbre, entre té y dulces, aplaude con exagerada energía el lento vaivén de cadáveres mecidos por el viento.
Ahmed no tiene dudas. El olor del miedo sigue muy presente en sus corazones. Son demasiados y la inestabilidad parece más que evidente pero aún así, lo tiene claro. Tras mirar a los aterrados ojos de su familia les grita: ¡Vamos, todos juntos, a las barcas!"


miércoles, 13 de julio de 2016

¿En que coño pensamos los hombres?

 Se que puede parecer un titular algo soez pero tiene su justificación. ¿En que coño pensamos los hombres? Acabo de terminar de ver el documental de CUATRO titulado esclavas (#esclavas). Al parecer es una serie documental en la que, en cada capítulo, abordan la vida de una mujer víctima de la trata de blancas. Lo he cogido a la mitad pero el programa se puede ver integro en la página web de la cadena. Es cierto que en las recreaciones tienen cierto tono melodramático pero es sobrecogedor.  La chica del caso de hoy se llama Olga.
 Año 2000. Olga es rusa y con 20 años, tras la muerte de su madre, decide irse a Alemania para tener más oportunidades. Allí es engañada por su mejor amigo, que le ofrece trabajo y vivienda en España. Cuando llega, Olga lo hace directamente a un prostíbulo que parece una cárcel. Durante el día están recluidas en sus habitaciones y por la noche trabajando. Tienen prohibido salir a la calle y solo pueden salir al exterior para estar en un pequeño patio con unos muros enormes y alambre de espino, sin posibilidad de escapatoria. Un millón y medio de pesetas. Esa es su deuda. ¿Os hacéis la imagen en la cabeza?
 La chica, que se rebela contra lo que le pasa, recibe palizas día si y día también a manos de un capo de "etnia" gitana (pongo lo de etnia entrecomillado para que no me tachen de racista ya que malnacidos los hay en todas las casas). Oscar se llama la criatura. Vejaciones, insultos, gritos y amenazas. ¿Te lo imaginas?
 Al final, tras una paliza en la que le rompen las costillas y le revientan un timpano entre otras lindezas, consigue escapar gracias a una redada policial (aunque la policía buscaba drogas y armas ya que en el año 2000 las prostitutas se la traían un poco al pairo). Olga, gracias al azar, hoy día esta viva y feliz.
Solo tengo una pregunta en la cabeza.
Sabiendo lo que se sabe hoy en día, ¿cómo puede nadie irse a un puticlub a echar una canita al aire?
Puede ser tu hija, tu sobrina o tu prima. En España 9 de cada 10 mujeres que se prostituyen lo hacen forzadas o amenazadas, 7 de cada 10 sufren palizas o vejaciones y sólo en 2015 fueron liberadas más de 8200 mujeres de redes de trata de blancas. ¡¡¡8200!!!....¡¡¡En un año!!!
Así que cuando se acerque la despedida de soltero de tu hermano, te reencuentres con los amigos del pueblo o te apetezca echar una canita al aire... ¡mirate una porno antes y no contribuyas con tu visita a alimentar este monstruo!.....Y es que, en los últimos diez años, el número de prostíbulos en España ha pasado de unos 800 a más de 1500. Me voy a dormir echo polvo...¡El barco se hunde, amigos!


Nueva reseña de "Dame tu corazón"

El escritor David Rotger LLinás, en su blog "Lecturas recomendadas" hace una breve reseña de "Dame tu corazón". ¡Muchas gracias David!

Siguiendo el enlace podéis leerla. Un saludo

http://davidrotger.com/lectura-recomendada-dame-tu-corazon


martes, 5 de julio de 2016

Grandes clásicos de la novela negra (VI)

Manuel Vaquez Montalbán
Escritor español (1939-2003). Autor prolífico donde los haya, vivió en la España de la dictadura y la represión, legado que marcó su sarcasmo crónico, patente en todas sus obras. Famoso por sus novelas de este género protagonizadas por el detective de su invención, Pepe Carvalho, una de las series de novela negra más exitosas y prolíficas de la literatura española. Esta serie fue un vehículo expresivo del autor para legar una crónica sociopolítica, histórica y cultural de los últimos 40 años de franquismo y transición. Un espejo donde las futuras generaciones puedan y deban mirarse.
Los mares del sur
Se desarrolla en la Barcelona de 1979. Stuart Pedrell, un importante hombre de negocios, aparece muerto cuando todo el mundo le suponía haciendo un viaje por la Polinesia. El detective Pepe Carvalho tiene que investigar el crimen y poco a poco empieza a conocer la peculiar personalidad de la víctima y su obsesión por seguir los pasos de Gauguin e irse a los mares del Sur. Una novela que refleja los conflictos personales y colectivos de la España de entonces.

 

sábado, 2 de julio de 2016

Literatura latina en EEUU

Lo latino está de moda. En EEUU, los escritores cervantinos tienen cada vez más peso y su influencia crece día a día. Puede ser que falte alguno pero los aquí mencionados son probablemente de los más influyentes hoy día en el mercado latino norteamericano:

-Daniel Alarcón. (Perú). Residente desde niño en Estados Unidos, Alarcón ha encontrado la forma de conciliar historias que se desarrollan tanto en la tierra de donde viene, como en los Estados Unidos. Guerra en la penumbra, una colección de cuentos que se desarrollan en Lima o en Nueva York, con personajes que libran guerras sangrientas como la del terrorismo, pero también conflictos internos, como el de un hombre que piensa abandonar su país para no volver más. 
-Edmundo Paz Soldán. (Bolivia). Uno de los autores que mejor promueve la literatura hispana y que vive desde hace muchos años en Estados Unidos. Sus libros suelen registrar el impacto de las nuevas tecnologías en las relaciones humanas, y la dualidad de quien vive entre dos culturas. La materia del deseo, una novela intensa sobre un profesor universitario que huye de un amor tormentoso con una estudiante.
-Jorge Ramos. (México)Uno de los rostros más respetados del periodismo hispano en Estados Unidos, ha investigado a fondo la realidad de la inmigración latina en su país de residencia. Su fuerte es el ensayo, pero últimamente incursionó en la literatura infantil con el libro Me parezco tanto a mi mamá. Una de sus mejores obras es La otra cara de América, un libro que retrata, a través de relatos verdaderos, la realidad de los inmigrantes ilegales que le han cambiado la cara al país más poderoso del mundo.
-Junot Díaz. (Rep.Dominicana-EEUU). Ha sido sólo el segundo hispano en recibir el prestigioso premio Pulitzer, gracias a su novela La breve y maravillosa vida de Oscar Wao.

-Juvenal Acosta. (México). Vive en Berkeley, California, y escribe sin nostalgias sobre su nueva realidad. Heredero de la escuela del Marqués de Sade y, entre los mexicanos, de Juan García Ponce, su prosa es contundente y su elegancia y profundidad delatan su otro oficio, el de poeta. Terciopelo violento, que es la historia de un donjuán que se presume muerto después de que su auto es hallado abandonado en San Francisco. Lo que viene después es una trama cargada de erotismo y violencia.
-Ray Loriga. (España). Publicó su primera novela, Lo peor de todo, en 1992, y desde entonces ha llamado la atención su temática urbana, su pasión por la música y un estilo que lo emparenta con Kerouac, Bukowski y, en general, la generación Beatnik estadounidense. El hombre que inventó Manhattan, una novela interesante compuesta por varias pequeñas historias de locales e inmigrantes que pretenden pintar de cuerpo entero a Nueva York. El libro es acaso menos intenso que las primeras obras de Loriga, Lo peor de todo y Héroes, y que tomó inspiración de los años que el autor vivió en la Gran Manzana.
-Alberto Fuguet. (Chile). Uno de los escritores hispanos más famosos de los Estados Unidos, Fuguet fundó a mediados de los noventa el grupo McOndo (mezcla de McDonalds y Macondo, el pueblo de Cien años de soledad) integrado por escritores hispanos que se distanciaban abiertamente del realismo mágico que por décadas caracterizó a la literatura de la región. Objeto de críticas y halagos, Fuguet y compañía abrieron el debate sobre una nueva identidad, más urbana y cosmopolita, en la literatura hispana. Por favor, rebobinar. Aunque este libro se lanzó en 1998, sigue siendo una de las mejores obras del autor chileno. Esta novela entreteje varias historias protagonizadas por personajes contemporáneos, miembros de una generación que busca su identidad en una sociedad sitiada por el sexo, las drogas, el rock y el desconcierto.
-Antonio Orlando Rodríguez. (Cuba). Ganador del prestigioso Premio Alfaguara de Novela 2008, este escritor cubano lleva años escribiendo no sólo novelas sino también cuentos, literatura infantil y ensayo. Reside en Estados Unidos desde hace varios años, pero ha vivido también en Costa Rica y Colombia. Chiquita, la novela que le hizo merecer el Alfaguara. Escrita con una prosa elegante, este libro cuenta con las licencias de la ficción la vida de un personaje real: Espiridiona Cenda, una mujer cubana de principios del siglo XX que mide apenas 66 cm de alto. Su condición física y su fascinante personalidad le ofrecieron a Rodríguez un terreno fértil para desarrollar una historia que mantiene en vilo al lector hasta el final.